¿Acné o Purga? Descubre qué está pasando con tu piel

 


Tu piel puede decirte muchas cosas: “necesito una mascarilla, gotas de serum para hidratar el rostro, o que necesito un protector solar”. A veces es complicado escuchar  a nuestra piel y una de las señales más difíciles de diferenciar es si tu piel se está purgando o si es solo acné.

 ¿Qué es la purga de la piel? 

es una reacción del producto que acelera la renovación de tu piel, lo que genera pequeñas espinillas abiertas o cerradas y generalmente lo vemos como puntos blancos en nuestra piel.

“Una purga” es muy diferente a un “brote de acné”. La diferencia más importante es que las purgas son buenas para tu piel, pero un brote de acné jamás es una buena noticia. Finalmente un granito es un granito, pero existen algunas diferencias básicas que te servirán para entender más a detalle, porqué las purgas son buenas. A continuación te hablaremos acerca sobre la diferencia entre acné y purga:

Cuando tu rostro se está purgando, el tratamiento es provechoso para la piel, debido a que los granitos se van desapareciendo y tu dermis se va limpiando a profundidad; haciendo que el producto cumpla con el objetivo de exfoliar y limpiar los poros tapados. Esto quiere decir que a largo plazo las células muertas se remueven efectivamente, previniendo los poros negros y tapados (acné). Se debe tener en cuenta que a corto plazo, la aceleración de la caída de estas células ya muertas causará más puntos negritos y granitos, y garantizara que estos se iran  cuando se haya terminado la purga.

Las purgas normalmente aparecen en donde suelen haber brotes de acné, puede ser en tu frente, mejilla, nariz, mentón, etc. Cuando hay brotes reactivos de granitos en sitios donde no suelen aparecer esta reacción  se debe a que tu piel está respondiendo al producto. Por tanto, si ves que te salen estos granitos en lugares nuevos es probable que sea un brote reactivo.


¿Cómo saber si es acné?

El acné es un desorden en la piel, sucede cuando los folículos pilosos se tapan de grasa y células cutáneas muertas, esto conlleva a la aparición de una espinilla o barro, puntos negros. Suelen manifestarse en la cara, la frente, el pecho, la espalda y hombros. El acné es muy común en los adolescentes. Sin embargo, afecta a las personas de todas las edades. Uno de los factores de tener acné son las marcas oscuras o cicatrices, que se deben tratar durante meses.

Por eso es muy importante que tengas en cuenta que, si estás presentando problemas de acné o irritación permanente, esto significa que el producto que estás usando como tratamiento para tu piel ha tenido una reacción negativa y es conveniente que pauses su uso.

Te recomendamos que para minimizar la reacción de la purga puedes usar una cantidad más pequeña del producto e ir exfoliando progresivamente hasta llegar a la cantidad recomendada y adquiriendo los mismos resultados.

Es esencial mantener tu piel hidratada y hacer doble limpieza, después de unas semanas te maravillaras de ver tu piel lisa, tersa y luminosa. En Detupiel contamos con productos esenciales pero muy efectivos para cuidar tu piel en las mañanas y en las noches. 


Comentarios